InicioBlog"Doctor Strange en el Multiverso de la Locura": Un pasaje agradable y...

«Doctor Strange en el Multiverso de la Locura»: Un pasaje agradable y entretenido pero poco más

Tienes que leer

Manuel Cuesta
cinéfilo empedernido, amante del cine hollywoodiense, europeo y, por supuesto, nuestro gran cine español. Nostálgico de los 80', Goonie y fanático de todos los géneros, pero sobre todo los de aventuras, fantasía y ciencia ficción: Marvel, Star Wars, Tolkien. Spidermaniaco y podcaster fundador de Mucho Ruido y Podcast Nueces. Escribí opinión sobre cultura en el Diario de Almería durante varios años y he publicado siete discos como cantautor. Ya ves, un hombre tarado fenomenal.
Publicidad

Después del revuelo que ha provocado durante meses en las redes sociales esta película, y sobre todo la montaña de elucubraciones y expectativas que ha ido generando, sumado también al enorme hype que nos dejó «Spider-man No Way Home», lo primero que he decir sobre «Doctor Strange en el Multiverso de la Locura» es que me esperaba mucho, pero que mucho más. Quizá no sea nada bueno estar pendiente de la euforia que se crea en estos portales donde los fans se flipan con los cameos o apariciones que se dejan entrever en los tráilers, se crean teorías demasiado locas, que oye, en la última de Spider-Man se cumplieron prácticamente, pero en esta última aventura del Dr. Extraño, te aseguro que no. Es decir, que no esperes encontrarte en pleno metraje de la película a Tom Cruise vestido haciendo de Iron Man en otro universo, por ejemplo. Sí es cierto que hay sorpresas, y cameos interesantes, pero quizá no compensen la falta de argumento o imaginación de esta última entrega de Marvel.

Doctor Strange - Marvel StudiosDoctor Strange en el Multiverso de la Locura es simplemente una película fácil de ver, un pasaje agradable y entretenido, pero poco más. La fortaleza de esta película reside fundamentalmente en su director, Sam Raimi, que ya construyó su propio imaginario marvelita con la trilogía de Spider-Man; la secuela de aquella para mí, sin duda, resultó ser la pieza mejor valorada y realizada de su saga, y puede que de toda la saga del asombroso hombre araña. El director de Darkman, Posesión infernal o El ejército de las tinieblas trae divertimento asegurado, y se introduce por fin en el nuevo Universo Cinematográfico de Marvel como pez en el agua, aunque abusando demasiado del CGI, aunque los efectos visuales son espectaculares, se nota demasiado que la película como la cría de algunos peces está hecha en una piscifactoría. Eso le hace perder verdad y frescura, y hay que avisar a la industria de que nos gusta que los actores y actrices se desenvuelvan en el mundo real, con el entorno o con el paisaje. Resulta obvio y bastante cansino saber que la película ha sido rodada prácticamente dentro de una nave industrial con metros y metros de croma verde. Y eso es una verdadera lástima.

A partir de aquí hay spoilers de «Doctor Strange en el Multiverso de la Locura»

Doctor Strange - Marvel StudiosEl argumento se engarza con el concepto del multiverso ya declarado en Spider-Man: un nuevo universo, Spider-Man: No Way Home y la serie Wandavision estrenada en los últimos meses en Disney+, Wanda (Elisabeth Olsen) se ha convertido definitivamente en la poderosa Bruja Escarlata y quiere capturar a una niña, América Chávez (Xochitl Gómez), para robarle sus poderes especiales, ya que América tiene la capacidad de pasear por el multiverso como Pedro por su casa. Ese poder proporcionará a la Bruja su deseo de hacer realidad el sueño de vivir y compartir su vida con sus hijos, en un universo en el que sí son reales. ¿Os acordáis qué Kingpin quería cruzar el multiverso para poder recuperar a su familia? Pues ya sabéis que Wanda, sumida por el dolor más profundo, vive el delirio de cruzar los universos para recuperar a sus seres queridos. Incluso los no nacidos. Pero para evitar el desorden y caos estará Stephen Strange (Benedict Cumberbatch) que tratará de proteger a esta niña para que no caiga en las garras de La Bruja Escarlata. Entretanto, la relación entre Dr. Strange y América Chávez, produce la réplica de pareja humorística como ocurría con la química entre Dr.Strange y Spider-Man/Peter Parker, aunque aquí en esta secuela, la química no es ni de lejos la misma. Los chistes no son tan frescos y suenan un poco más forzados, así que hay veces en el que les sale el tiro por la culata.

En resumen

Doctor Strange - Marvel StudiosLo que está claro es que Sam Raimi ha venido a divertirse y usa su estilo para traer cosas buenas a este género. Aprovecha sin ton ni son su experiencia en el mundo de los superhéroes para saber que, aunque queramos darles trascendencia y profundidad a los personajes marcados por el drama y la responsabilidad de salvar el mundo, se puede pasar un buen rato con monstruos, escenas un poco gore y recuperar al bueno de Bruce Campbell que es un gamberro entrañable. Luego hay personajes que no me dicen nada como el de Wong o el que interpreta Rachel McAdams, pero no se le pueden pedir más peras al olmo. Podría haber sido mucho peor, esta secuela del Dr. Strange se queda en una peli palomitera o en un básico Blockbuster que entretiene, como el menú de comida rápida que disfrutas pero que olvidarás una vez ingerido. Lo disfrutas y ya está. Aunque no quedará en los anales de la historia de Marvel. Veremos a ver qué nos depara la nueva entrega de Thor.

Contenido patrocinado

Dejar respuesta

¡Escribe tu comentario!
Por favor introduce aquí tu nombre

Últimas entradas

«Todo a la vez en todas partes»: una loquísima propuesta con la que disfrutar muchísimo

A los directores y guionistas Dan Kwan & Daniel Scheinert los conocimos por "Swiss Army Man". Una original y...
Publicidad

Más artículos como este