FlixOlé conmemora el Día Internacional de Rocio Dúrcal con un especial en exclusiva de su filmografía

Noticias de Cine

 

noviembre de 2020
FlixOlé conmemora el Día Internacional de Rocio Dúrcal con un especial en exclusiva de su filmografía

Poca gente sabe que el 11 de noviembre es el Día Internacional de Rocio Dúrcal. Lo que sí que se sabe es que Rocío Dúrcal ha sido una de las cantantes más admiradas y queridas en España y Latinoamérica, convirtiéndose en un auténtico mito, a la altura de Raphael o de Juan Gabriel. A primera vista, podría parecer que el caso de Rocío Dúrcal podría ser el de uno más de los niños prodigio que poblaron el cine español, espoleados por el éxito internacional de Joselito y de Marisol. Pero no es así.

La carrera de Rocío Dúrcal sin embargo consiguió tener una personalidad propia, dirigida con mimo y cuidado por un productor tan sabio como Luis Sanz. Juntos consiguieron que en la década de los sesenta, Rocío Dúrcal fuese sinónimo de éxito de taquilla y de popularidad, pero también de dulzura, inocencia y desparpajo. Por todo ello ha sido una de las mayores estrellas de la historia del cine español.

Desde su descubrimiento en un concurso televisivo para cantantes noveles, Primer aplauso, Rocío Dúrcal se convirtió en la estrella adolescente que el cine español reclamaba. Su primera película fue Canción de juventud (1962), dirigida por Luis Lucia, el mismo director que había descubierto a Marisol. El éxito fulminante de la película hizo que se grabasen inmediatamente otras tres, cuyo éxito se repetiría: Rocío de La Mancha (Luis Lucía, 1963), La chica del trébol (Sergio Grieco, 1963) y Tengo 17 años (José María Forqué, 1964). Estas tres películas forjaron su imagen, la de una adolescente que se diferenciaba de Marisol y que se parecía a algunas estrellas ye-ye del momento.

Su éxito la llevó a crear una productora propia y a contratar a Luis César Amadori como director, con quien trabajaría en cuatro películas: Más bonita que ninguna (1965), Buenos días condesita (1967), Amor en el aire (1967), Cristiana Guzman (1968). Pero Rocío Dúrcal se dio cuenta de que con más de veinte años no podía seguir interpretando a adolescentes en tiernas comedias musicales y tras despedirse de su arquetipo en La novicia rebelde (Luis Lucia, 1972), decidió dar un giro a su carrera con obras mayores, como la adaptación de Las Leandras (Eugenio Martín, 1969), llena de picardía y de insinuaciones y Marianela (Angelino Fons, 1972), una culta adaptación de Galdós. Tras ello, decidió centrarse en su carrera musical.

Durante la década de trabajo en el cine, Rocío Dúrcal fue la actriz más popular y taquillera del cine español, una intérprete intuitiva, llena de frescura y de gracia. Sus películas son clásicos populares que visionado tras visionado, pase tras pase, consiguen más adeptos, por la extraordinaria mezcla de soltura, musicalidad y simpatía natural.

Flixolé pone a disposición de sus abonados la filmografía de Rocío Dúrcal, en exclusiva para su plataforma, con magníficas copias restauradas y remasterizadas en HD tan solo por 2,99 euros al mes.

N.P.Esta nota de prensa ha sido enviada por el canal o empresa mencionado. Cualquier equivocación, errata o error de cualquier tipo son responsabilidad del autor del original. Esta nota de prensa se reproduce sólo por difundir la información que contiene.

Compartir en:
Meneame
Copyright © 2001-2020 mundoplus.tv - CIF G-31792138
·