El laboratorio de las maravillas

abby

Lewis Carroll imaginó un mundo de fantasía y extravagancia donde todo era posible. A través de una madriguera, Alicia se encontró con un sombrerero loco que celebraba su no cumpleaños junto a una liebre, una baraja de cartas que se apresuraban en pintar las rosas blancas en rojas, o un conejo que siempre gritaba ¡llego tarde!. Un país de las maravillas que escondía más respuestas que preguntas.

Sigue leyendo