“El ministerio del tiempo” regresa con fuerza en busca de una cuarta temporada

MdT_Cartel

La serie se fue de vacaciones marcando su mínimo histórico en audiencia. Habrá que esperar a ver los datos que recogen los últimos capítulos de la tercera temporada, pero, de momento, Javier Olivares y su equipo llegan dispuestos a relanzarla nuevamente apostando por un reparto más coral ante las idas y venidas de sus actores, así como por nuevas misiones que sigan enganchando a los espectadores.

En la del primer capítulo la patrulla ministérica tiene que lograr que “Viridiana”, de Luis Buñuel, pase la censura nacional y pueda competir a tiempo en el Festival de Cannes, donde ganará la Palma de Oro. Uno de los censores a los que se enfrenta está interpretado por un Carlos Areces en estado de gracia, que nos brinda los momentos más divertidos del episodio y que bien podría ser reclutado como funcionario del ministerio. Las risas estarían más que aseguradas.

Además de a la misión, Pacino e Irene tienen que verse las caras con su pasado. El primero lo hace de una manera nostálgica y algo cómica al encontrarse con su “yo” de niño, mientras que la segunda tiene que lidiar con la vida que dejó atrás antes de ser reclutada para el ministerio, es decir, con un marido y unos padres que no la aceptan debido a su lesbianismo. Esta trama más dramática nos permite descubrir al fin de qué huye Irene, conocer sus miedos. Cayetana Guillén Cuervo deslumbra a la hora de darle esa profundidad a su personaje, brindándonos una de sus mejores actuaciones.

mdt

Por tanto, Irene es un gran acierto a la hora de sustituir a Amelia como la integrante femenina de la patrulla ministérica. Sin embargo, todo parece indicar que será Lola Mendieta quien acabe formando parte de ese trío junto a Pacino y Alonso. Aún no se sabe en qué episodio lo hará. De momento, sigue entrenándose para dar lo mejor de sí misma en el ministerio al mismo tiempo que, como le pasó a Amelia, va descubriendo retazos de su futuro que no le van a ser fáciles de asimilar.

Con todo esto, queda claro que “El ministerio del tiempo” sigue sin perder fuelle y se reafirma como una de las mejores ficciones de nuestro país. A priori, el parón veraniego no tendría que afectarle de ningún modo, pues el nuevo capítulo enganchará de seguro a sus seguidores y posiblemente a nuevos espectadores. Pero si, por desgracia, la serie no renovará para una cuarta temporada en TVE, esperemos que siga la estela de otras como “Vis a vis”, que volverá a la pequeña pantalla aunque sea en otra cadena.