“Chicago Fire”: Vamos un poco atrasados

chicagofireretrasoLa presentaron en AXN a principios de este año como el gran estreno de la temporada, cuando en Estados Unidos se transmitió la primera temporada en 2012 y ya firmaron la cuarta temporada.

Y no sólo eso, sino que tiene cualquier cantidad de spin-offs (series derivadas de la primera) y aquí ni se sabe.

Retraso aparte, la serie, como buena serie de emergencias (bomberos, policía, médicos, etc.) ofrece mucho entretenimiento y algún que otro capítulo vertiginoso. Y, aunque sea de temática más real, también se las ingenian para convertir en bueno al malo y viceversa. O, por lo menos, para sembrarnos la duda en la conciencia.

Chicago Fire está protagonizada por Jesse Spencer, el guapo australiano que interpretó al yogurín Robert Chase en la serie House, y por Taylor Kinney, otro potable estadounidense.

Incendios aparte, los creadores consiguen que la trama sea interesante e intensa. Unos cuantos heridos, muertos, romances imposibles, secretos…

Y, con todo, mi personaje favorito es el jefe. Al menos, creo que da buenos ejemplos de en qué consiste ser buen jefe y liderar con inteligencia (a mí siempre se me ha dado fatal). Todavía me falta investigar qué tanto de la parte incendiaria de la serie es más o menos real y qué tanto son fantasías de los guionistas, como suele ocurrir en las series y películas. Prometo que, en cuanto consiga contestar a todas mis preguntas con un contacto profesional que tengo, les cuelgo aquí un compendio de curiosidades de bomberos.

Por lo pronto, ojalá y no nos hagan esperar mucho para ver las siguientes temporadas y los spinn-offs. Que a mí las series de emergencias me ponen un montón!