#NocturnaMadrid2018 | Cabañas y asesinos everywhere en la cuarta y quinta jornada del VI Nocturna Madrid

chucky 1

El ecuador de 16 películas del festival ha pasado. En el fin de semana se amontonan 4 películas diarias, una proeza para la que solo unos pocos freaks estamos preparados. En Mundoplus vamos a dar una cobertura TOTAL. Varios compañeros caen por el camino, algunos quieren asistir a las actividades matutinas en la Fnac, conocer a los directores que han venido a presentar sus pelis, o presentaciones de libros y fanzines, y presa del cansancio y la spanish siesta, apenas ven un par de proyecciones. Otros tienen que recoger a sus hijos del colegio. Distracciones ignotas para un verdadero fan del género fantástico, virgen y solo, casado con los Doritos. El que mucho abarca poco aprieta el Nocturna. Lamentabla.

Algunas de las mejores películas y cortos se agolpan estos días. Empieza el viernes con Keep the gaslight burning, un cortometraje de estética victoriana y aura clásica, heredero de las mejores historias de fantasmas de Allan Poe. Una anciana burguesa vive encerrada en su habitación, asediada por los tormentos de un espíritu, a salvo gracias a la luz de su lámpara de gas. Demasiado cobarde para enfrentarse a él, buscará ayuda en sus criadas, que abandonan el lugar hasta encontrar a una con el coraje suficiente… Un cuento sencillo pero elegantemente realizado, el favorito de la semana para un servidor. Supera en técnica y clase a varios de los cortos patrios juntos, con unas actrices sensacionales y Rick Baker como fantasma, el prodigioso maquillador de efectos especiales.

summer

Normalmente es tradición proyectar una película suave para iniciar el día, es un pase generalmente con menos asistencia. No obstante este año se está quebrando esta regla, programando las mejores películas a primera hora. Pasa así con Summer of 84, un thriller sobre un teen serial killer. En el típico barrio residencial de Estados Unidos, en la década de los 80, un grupo de amigos (potenciales víctimas) empieza a sospechar de su vecino e investigarán al caza adolescentes. Una paranoia pre 11S del país que más miedo tiene de sí mismo, que antes de las bombas temía a los asesinos de A sangre fría, seguidos por Zodiac, hasta el que nos cita. La película reproduce la exitosa pandilla de niños protagonistas de Stranger Things, con el tono humorístico-calentorro de Supersalidos. Al igual que la serie, explota la banda sonora con sintetizadores, la candidez de las relaciones de infancia, el primer amor y la nostalgia de la pureza de la amistad… Golpes bajos pero efectivos que atrapan la atención del melancólico de la década dorada. La búsqueda de pruebas resulta una aventura apasionante y peligrosa: esto no es Los Goonies. Como reza el eslogan del film: no sabes qué podría estar pasando en el sótano de tu vecino…

heretikscandle

Continúa el festival con Heretiks, precedido de Miedos, un corto español muy especial, sobre los miedos de una niña pequeña al acostarse, que “se hacen realidad”. Bien pensado y escrito, sencillo pero potente, compite con el anterior con su alto índice de terror clásico. Es el primer pase del día en agotar entradas, un aumento notable de asistencia respecto al año pasado, creo que se puede decir que el Nocturna ya es mainstream. En Heretiks viajamos a la Inglaterra de 1612, y en un juicio a una muchacha por brujería, una orden de monjas reclama su absolución. Conducirán a la joven Perséfone a su monasterio y la entrenarán -castigos medievales incluidos- en su ermitaño estilo de vida. Sin embargo, los muros de la abadía están malditos por un antiguo ritual pagano, la locura se propaga entre las novicias y no tarda en cundir el caos. En un híbrido de géneros nunsploitation y muertos vivientes, Heretiks degenera en un survival horror distópico del pasado, como hicieran Orgullo y prejuicio y zombie, Red dead redemption: Undead nightmare o incluso la ilustre El ejército de las tinieblas en la Edad Media. Con frases lapidarias y asesinatos exagerados, por momentos genera risas intencionadas, y resulta entretenida a pesar de algunos efectos visuales algo cantosos (cielos cambiados, pájaros CGI falsísimos, partículas exageradas que llegan a distraer…).

Seguimos con Mouras, corto gallego sobre estas hadas mágicas del bosque. Una de estas ninfas contrae matrimonio con un humano corriente, y conciben una hija. La madre Moura espera a sus 12 años para preguntarle si querría conocer a las hadas, y potencialmente unirse a ellas. Dará comienzo el ritual y el padre, al enterarse de la argucia, tratará por todos los medios de recuperar a su hija. Una forma didáctica de expandir el folclore gallego, sin embargo el conflicto carece de fuerza, si la niña quiere unirse a las mouras en un acto de amor, que lo haga, el disgusto del padre es egoísta y no se entiende salvo como opresión patriarcal y coercitiva de la magia; lo masculino como el atraso. Ya hay muchos humanos y pocas hadas, ahora sin hija quizá recuperes tu vida perdida, da gracias a las mouras desgraciado.

mirai

Mirai of the future es el plato fuerte del día, la primera película de animación seleccionada a competir en seis años. La última obra de Mamoru Hosoda, el sucesor espiritual de Miyazaki y su estudio Madhouse de Ghibli, es una aventura de fantasía en la que acompañamos al pequeño Kun, un niño de cuatro años. Su vida dará un vuelco cuando sus padres tengan otro bebé, su hermana pequeña Mirai, y vea como todas sus atenciones exclusivas se desvanecen. Entre ataques de celos y rabietas de niño maleducado, Kun aprenderá mediante visiones de familiares del pasado y del futuro, a afrontar las nuevas situaciones que se le atragantan en la vida. Con esta estructura narrativa de anagnórisis a modo de moralejas aleccionadoras, Mirai compone una hermosa visión sintoísta de cómo los familiares constituyen una fuerza y empuje espiritual para la vida cotidiana. Somos esclavos de nuestro pasado, pero también herederos de su fortuna y saber. Todo en lo que destacase algún antepasado, lo transmitirá al joven Kun, de modo que todos converjan en él, y, a modo de viaje psicotrópico, Kun podrá conocer varias ramas familiares y alcanzar su mejor yo. Como ver un álbum de fotos, y generar con la imaginación nuevos recuerdos con las personas perdidas. Un juego de manipulación emocional que abusa de los espectadores más sensibles, sumado a la hermosa animación y entornos preciosistas, hace de Mirai Mirai una experiencia cautivadora, aunque menos lacrimógena que Wolf children (el acabóse).

blood fest

Completa el día la primera sesión golfa de la semana (00:30), que sorprendentemente, no está vacía con los cuatro reventados de siempre, sino con un aforo al 50%, bastante aceptable. Blood Fest, como su nombre indica, festival sangriento, nace con la premisa de crear un festival sobre cine de terror. Un cineasta monta un parque de atracciones con todos los pasajes icónicos de cine de género para los fans. Salvo por un detalle, los asesinatos serán reales, y él lo filmará en el experimento cinematográfico de terror definitivo. La pandilla de colegas protagonistas irán de estancia en estancia, cual aventura de rol en vivo, sobreviviendo hasta escapar. Una mezcla del macabro juego de 31 de Rob Zombie, y el televisado El show de Truman, pero en tono de comedia, apropiado para este pase. Con una estructura de niveles videojueguil y ritmo firme, chistes bastante graciosos, humor negro a raudales (a quién no le hace gracia el vómito negro en la cara de alguien) y personajes majos, Blood Fest no es el castañazo de serie B que cabría esperar.

pleasesb

El sábado concluye el festival, dejando por primera vez el domingo libre. La profecía de las mejores películas programadas en la sobremesa se cumple de nuevo con Please stand by, aunque sea fuera de competición. Dakota Fanning encarna a una chica autista, ingresada en una residencia especial. En su tiempo libre, es una abnegada escritora de fan fictions de Star Trek. La Paramount organiza un concurso de guiones de la serie trekkie, y presentarse se convierte en la meta de su vida. A medida que el plazo se agota, decide viajar ella misma a Los Ángeles, superando situaciones y obstáculos antes insalvables para ella. La fragilidad de la entrañable chica autista hace que se gane el apoyo inmediato del espectador, y sus desdichas y éxitos son vividos como propios. Una road movie muy emotiva sobre la superación personal y la aceptación. Entra en el cine de género con pinzas pero tiene fácil disculpa: todos los aficionados del fantástico llevamos un escritor de fanfics en nuestro corazón, y Dakota cumple aquí el sueño de muchos.

La sesión de tarde es única, siendo el pase Classics con la proyección de Child’s play (Chucky: el muñeco diabólico) y la presencia de su guionista Don Mancini. Tras unas palabras cordiales de agradecimiento a los organizadores, comienza uno de los pases más perturbadores, no tanto por la película, sino por la fauna que habita la sala. A mi lado, un raro individuo de unos 50 años, saca unas piruletas que empieza a chupar durante la proyección, como si retrocediese en el tiempo y volviera a la infancia, la primera vez que la vio. Le faltaba la gorrita con una hélice. No sé qué clase de trauma tendría, pero los ruidos de chuperreteos y succiones eran dignos de Apolonia Lapiedra. Si estás leyendo esto y te sientes aludido, escríbeme (no homo). Sobre la película, es destacable comentar lo bien que ha envejecido, los animatrónicos no tienen nada que envidiar al 3D, y el suspense y la violencia están a la altura de películas contemporáneas. Fue la primera ocasión en que pude ver este clásico y se ha convertido en un imprescindible muy disfrutable.

chucky2

A las 22:00, la gala de clausura del Nocturna da pie a la lectura del palmarés. Los premiados quedan tal que así:

  • Premio Nocturna Madrid “Paul Naschy” a la Mejor Película: Ghostland.

  • Premio Nocturna Madrid al Mejor Director: Ghostland.

  • Premio Nocturna Madrid Vincent Prize al Mejor Actor: Christopher Abott (Piercing).

  • Premio Nocturna Madrid a la Mejor Actriz: Brittany Allen.

  • Mención Especial del Jurado Sección Oficial: The Invocation of Enver Simaku.

  • Premio Nocturna Madrid al Mejor Guión: Mirai mi pequeña hermana.

  • Premio Nocturna Madrid a los Mejores Efectos Especiales: The nightshifter.

  • Premio Dark a la Mejor Película de la sección oficial Dark Visions: Vuelven (Tigers are not afraid).

  • Mención Especial del Jurado Dark Visions: Sta. Agatha.

  • Premio Blogos de Oro de la Crítica: What keeps you alive.

  • Premio Nocturna Madrid del Público al Mejor Largometraje: Mirai mi pequeña hermana.

  • Premio Nocturna Madrid del Público al Mejor Corto Internacional: Baghead.

  • Premio Nocturna Madrid del Público al Mejor Corto Nacional: Amancio un vampiro de pueblo.

Muchos de los premiados han sido comentados, los demás por simultaneidad han sido imposibles de visualizar. En general los premios son justamente merecidos y no hay sorpresas, con Mirai, Ghostland y What keeps you alive como favoritas.

mandy

Nada más terminar la ceremonia, se avecina una de las proyecciones más esperadas del festival… El penúltimo pase corresponde a Mandy, la última película de Nicholas Cage. Tal es su expectación que se habilitan dos salas, ante el lleno absoluto de la primera. Cage se convierte en Red, un leñador que vive plácidamente con su novia en una cabaña (sí, otra cabaña). Un día, el líder de una secta se encapricha de ella, y decide raptarla e incorporarla a su harén. A partir de entonces, comienza una travesía enteogénica con Red persiguiendo a los sectarios, en busca de venganza. Dos entidades conviven dentro de la película, una pre-secuestro, tranquila, contemplativa sobre la cotidianidad, y una post-secuestro, de ritmo brutal, efectos de sonido ensordecedores y dosis de ultraviolencia. Es esta segunda parte, o el tercer acto (Mandy) la verdadera esencia de la cinta y donde todo lo que la hace única sucede. El personal iba con ganas de reírse de la histriónica actuación de Nicholas pero las sonrisas se desvanecieron pronto. Hace un gran trabajo y es todo tan raro y diferente que no da pie a distracciones… Las drogas como el ácido lisérgico -LSD- condicionan la experiencia desde el principio, tiñendo los colores con combinaciones alucinógenas, saturándolos, cual filtro extremo de Instagram. Un experimento visual que hace partícipe al público del cambio en la percepción de la realidad: colores más vivos, música más vibrante, sentimientos potenciados (la furia en este caso). La experiencia de Mandy es como mezclar la estética dieselpunk de Mad Max: Fury Road, los escenarios oníricos de David Lynch y la rabia sangrienta de Bruce Campbell: sus excesos de violencia, más psicológica que física, generan imágenes verdaderamente perturbadoras. Como buen cóctel de drogas, supone un viaje a lo desconocido. Este viaje puede ser incómodo o agradable, depende de uno mismo, abrazarlo y dejarse llevar por él. Si ofreces resistencia a Mandy, pasarás un mal rato y abandonarás la sala. Si le dejas hacer su trabajo, puede ser el paseo de tu vida.

mandy2

Aturdidos por la experiencia, Nocturna nos brinda una última película, como un chicle mentolado para despejarnos el sabor de boca, que no es malo, sino picante como un habanero. Puedes aprender a valorarlo. The ranger presenta a un grupo de punkies adolescentes que, tras cometer un crimen, huyen a la montaña. Sí, a la maldita cabaña de turno. Las cabañas aquí son como el nuevo deus ex machina del guionista de terror vago. Joder. Los niñitos no destacan por su educación por el medio ambiente, por lo que un guarda forestal les pone el ojo encima pronto. Su amor por la ley y la naturaleza le llevará a limpiar de basura los bosques a escopetazos, liquidando a la escoria de la ciudad. Los muchachos urbanitas tratarán de sobrevivir y escapar. Un giro del típico del cabin in the woods killer, siendo en esta ocasión un poli del Seprona medio retrasado. Para cuando empieza la acción, uno ya desea que esos punkarras mugrientos la palmen, sin afección por los personajes, la atención que reclama es limitada.

Uno de los filmes más decepcionantes, pero que no empañan la gran racha del fin de semana. Esta edición del festival ha ganado enteros en la calidad de sus películas, y se ha reflejado también en datos de taquilla, con una asistencia muy superior a pasados años, con salas llenas todos los días. Con genuinos fans del género en la organización, una sala tan cómoda como la del Proyecciones, y un creciente renombre en la capital, sólo se puede esperar que la “Muestra Dark” sea en la séptima edición más grande y mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>