“Ola de crímenes”: la reivindicación de la comedia negra

oladecrimenes

Ola de crímenes es una historia en racconto: desde el confesionario Leyre (Maribel Verdú), le relata al párroco (Javier Cámara) la serie de catastróficas desdichas que han desencadenado una ola de crímenes en la ciudad de Bilbao.

Leyre, una dispersa y algo ingenua ama de casa, tiene un hijo con su ex marido Cosme (Luis Tosar). Assier (Asier Rikarte), el “peculiar” adolescente, mata a su padre en un arrebato, lo que obliga a su madre a intentar encubrirlo. La falta de experiencia en este tipo de situaciones acaba desencadenando una serie de acontecimientos cada cual más disparatado que el anterior.

A todo esto tenemos que sumar otros dos pesos pesados del cine: Paula Echevarría y Juana Acosta. La primera hace el papel de Vanesa, la malvada y envidiosa mujer de Cosme, a quien sólo le interesan dos cosas: el dinero y arrebatarle a Leyre todo cuanto pueda. La segunda es la amiga de Vanesa, una implacable abogada carente de todo tipo de escrúpulos. Entre las dos intentarán ocultar la trama de corrupción en la que los tres estaban inmersos, incriminando a Leyre en el asesinato para conseguir su objetivo.

No podemos olvidarnos de la Ertzanintza (Raúl Peña y Antonio Resines). Serán los encargados de investigar la ola de crímenes que la muerte de Cosme ha desatado, y de paso hacerle la vida imposible a Raúl Arévalo, un pobre taxista aspirante a actor que sin comerlo ni beberlo se ha encontrado inmerso en toda la trama.

Ola de crímenes no es una película profunda de las que te hacen replantearte el sentido de la vida, ni es una historia hollywoodense plagada de efectos especiales; pero tampoco es una comedia tonta cargada de clichés. Es lo que es, una película para pasar un rato agradable, y hay que decir que lo hace a la perfección. No solo cada uno de los actores con renombre hace un trabajo a la altura, si no que descubrimos a dos pequeños talentos: Asier Rikarte y Miguel Bernardeau. Es imposible no enamorarse de sus peculiares personajes. Ambos debutan en la pantalla grande con dos papeles difíciles de olvidar, por lo que habrá que seguirles la pista para ver en qué desembocan las carreras de estas dos promesas.

Cada uno de los personajes de esta historia tiene una personalidad tan curiosa y se establece una dinámica entre ellos tan surrealista, que el cóctel resultante es perfecto para pasar un buen rato de risas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>