“Verónica”; el terror más cercano

VerónicaPaco Plaza ([REC], [REC]2, [REC]3 Génesis) regresa a la gran pantalla el próximo viernes 25 de agosto con el estreno de su nueva película Verónica. Los seguidores del terror patrio seguramente tienen marcada la fecha en el calendario porque Plaza es actualmente uno de los directores más reputados en el género junto a Jaume Balagueró, con el que creó la exitosa saga de filmes de zombis [REC].

Inspirada en los sucesos reales del bautizado por la policía como ‘Expediente Vallecas’, la cinta reconstruye los hechos que llevan a la joven Verónica a la situación en la que se la encuentran las fuerzas del orden el día de su muerte. Una historia sencilla y bien contada; esa es la gran virtud de Verónica. Además del buen manejo de los tiempos y de la narración (la trama se cuece a fuego lento pero constante), el director crea una atmósfera tensa y propicia para los sobresaltos (como requiere el género de terror). Y todo ello en su justa medida: sin sangrías, faustos efectos especiales ni excesos, y contado desde el afecto entre hermanos.

Como ya mostró en [REC]3, Plaza utiliza el humor como contrapunto al terror y así ocurre también en Verónica. Bruna González, Claudia Placer e Iván Chavero interpretan a los graciosos y adorables hermanos de la protagonista, aportando esa marca distintiva del director. Otro aspecto a destacar en Verónica es la ambientación, y no lo digo solo por la música de Héroes del Silencio que acompaña el largometraje de principio a fin. Cualquiera que haya vivido la década de los noventa en España podrá experimentar la sensación de transportarse al pasado. La recreación de la época está cuidada al detalle y al despertador con forma de gallina y cacareo como alarma me remito. En el viaje mental de ida y regreso entre recuerdos existe la semejanza de la cinta con la de la serie de los hermanos Duffer Stranger Things (niños protagonistas, nostalgia, atrezo ochentero, un demonio que traspasa paredes, música electrónica, luces que parpadean, una madre ausente, etc.). Puede que esta analogía sea causa del clasicismo de género del que beben ambas producciones.

VerónicaVolviendo al largometraje, la adolescente Verónica vive en un barrio periférico de Madrid y su situación familiar es complicada: se hace cargo de sus tres allegados menores porque la madre trabaja de sol a sol en un bar. Verónica (encarnada por Sandra Escacena en su debut cinematográfico), después de realizar un sesión de güija con unas amigas, es asediada por peligrosas presencias sobrenaturales que amenazan con dañar a su familia. El flasback inicial nos lleva tres días antes de los sucesos en una narración cronológica en el que el espectro invocado en la sesión de espiritismo aumenta su presencia y perfidia paulatinamente. La premisa paranormal se sustenta con las explicaciones escolares del eclipse solar que tiene lugar aquellos días y los consejos de la perturbadora Sor Narcisa (la ciega y anciana monja del centro).VerónicaParece que el director sabe lo que quiere contar, a quién va dirigida la obra y posee la praxis para hacerlo, por eso es un trabajo redondo y pulido. Plaza realiza una labor concisa y entendible para todos los públicos (incluso redundante en el simbolismo). En definitiva, Verónica funciona como una buena película de terror que describe una clásica posesión infernal. Metafóricamente, y tal como ha explicado el cineasta en diversas entrevistas, el film representa el aterrador paso de la infancia a la adolescencia. Igualmente retrata la soledad del adolescente, el conflicto generacional y la incomunicación entre padres e hijos. La película producida por Apache Films & Expediente La Película A.I.E. en asociación con Film Factory Entertainment y Sony Pictures International Productions es una magnífica opción para visitar las salas a partir de mañana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>