“Assassins Creed”: a vueltas con la violencia

ac
Mucho se ha hablado y se hablar√° sobre la violencia en el cine. De su forma expositiva, incluso del uso de ella como denuncia. A prop√≥sito de este debate, el estreno de la √ļltima pel√≠cula de Mel Gibson ha vuelto a encender la controversia de si para denunciar hechos violentos de este triste mundo es necesario mostrarla en pantalla tan evidentemente.

Viene a cuento lo anterior por el punto de partida de este “Assassin¬īs Creed” que ahora se estrena. Nos muestra a una serie de cient√≠ficos buscando una reliquia (la Fruta del Ed√©n) con la cual pretenden nada menos que acabar con la violencia en el mundo (aunque en el metraje posterior se adivinen otros motivos m√°s espurios).
Al grano. Basada como todo el mundo sabe en una serie de videojuegos para consolas y otras plataformas, “Assassin¬īs Creed” es otra muestra de lo mal que casan cine y juegos de ordenador. Es dificil (yo al menos no recuerdo ninguno) que de tal maridaje salga un buen film, apenas algunos aceptables me vienen a la mente siendo la mayor√≠a flojos o deficientes.
La ilógica está en el punto de partida. La supeditación a unos esquemas narrativos preestablecidos deja a los guionistas con el pie forzado y así es casi imposible obtener una narrativa cinematográfica coherente y sólida.

Este es otro ejemplo del “quiero y no puedo”.Vayamos por partes.

A destacar: Las tomas aéreas, muy sugestivas y el departamento de infografía.
Negativo:
- Un guion rampl√≥n y primario. Y confuso: un batiburrillo de templarios, asesinos, √°rabes, cristianos, la inquisici√≥n,…con idas y venidas cont√≠nuas del pasado al presente y viceversa. La acci√≥n se situa parcialmente en la Espa√Īa de 1492, hablada en castellano en esa parte, en ingl√©s la actual.
                РLa predominancia de la estética actual en las escenas de acción, donde prima que no se aprecie nada al detalle, todo barullo y confusión.
¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† – Personajes de carton piedra, sin ninguna emoci√≥n. Nunca he visto tan perdida a una excelente actriz como es Marion Cotillard o ese Jeremy Irons con piloto autom√°tico (y trabajando ultimamente a destajo como si no hubiera un ma√Īana, el Michael Caine de esta d√©cada).

¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† – Una m√ļsica machacona y omnipresente..

¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬†- Oscuridad permanente en la imagen, ¬Ņser√° para facilitar los efectos especiales o ahorrarse la iluminaci√≥n?

¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† ¬† – L√°stima una vez m√°s (y van…) de esos secundarios de lujo pero sin papel que defender (Gleeson, Rampling, Javier Gutierrez, este s√≠ con alguna escenita).
Una pena porque el director Justin Kurzel nos hab√≠a dejado un buen sabor de boca con su “Macbeth” del a√Īo pasado, con la misma pareja protagonista (Fassbender/Cotillard), claro que ah√≠ el original era de Shakespeare.
Además citar dos tendencias en el cine comercial actual. Una de ellas nefasta, la de los finales abiertos (aquí más que nunca) dejando todo preparado para un eventual franquicia si el producto original tiene éxito. La segunda, contratar a estrellas rutilantes para asegurar la venta del film, atrayendoles al proyecto al hacerles productores del mismo (el caso aquí de Michael Fassbender).
Concluyendo, con tanta escena de pelea oscura y tantas idas y vueltas de Espa√Īa en 1492 al presente acabas totalmente perdido y mareado como si hubieras montado en un monta√Īa rusa.
Y una √ļltima an√©cdota. Me qued√© a ver los t√≠tulos de cr√©dito por aquello de una posible escena final post y ¬°horror! duraron 12 minutos y ni escena ni nada.
En resumen: Film frio, gris, impersonal. Esto no es cine, es industria, mercantilismo, eso sí totalmente programado. Habrá que esperar a mejor ocasión para ver un adaptación plausible al medio cinematográfico de un videojuego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>